PrecioConsultar

Descripción

Se trata de una vivienda de estilo tradicional vasco-frances, construida de acuerdo con las características estéticas de las construcciones de la zona, con el característico color blanco combinado con rojo burdeos, quedando la vivienda totalmente integrada con la arquitectura vernacular tradicional del entorno.

La vivienda se ha diseñado con una amplia zona de porche que sirve de transición entre el interior y el exterior, generando una zona cubierta donde disfrutar del campo que rodea la parcela. Esta zona de porche se prolonga en el lateral quedando espacio para estacionar el coche a resguardo de la lluvia.

En el frente se ha dispuesto una gran cercha que pintada del característico rojo burdeos destaca sobre las paredes blancas del resto de la construcción.

El interior de la vivienda, con distribución sencilla esta formada por una zona central de salón-cocina-comedor, dos habitaciones y un cuarto de baño. Todas las estancias disponen de ventanas a exterior, que permiten disfrutar del entorno donde se ubica la casa. La cubierta queda vista en el interior, con las vigas y soliveria de madera vista generando un ambiente acogedor y sensación de refugio en el campo.

Por otro lado, la pendiente de 35% de la cubierta genera una altura libre interior que da amplitud a todas las estancias.

El porche exterior, supone la prolongación del espacio interior, con acceso desde la zona de salón y de la habitación principal. Este porche es sin duda el espacio mas polivalente de la vivienda, y el que permite disfrutar del exterior tan privilegiado que rodea la vivienda.

  • Superficie: 40 m²
  • Habitaciones: 2
  • Baños: 1
  • Tipo: madera
  • Acabados: Kit básico
  • Tipo de casa: Modelos establecidos

Planos

Planta baja